Silje Wergeland: “Los metaleros son fieles, pero también muy difíciles de complacer”

Falta menos de una hora para que The Gathering enfrente una vez más el escenario del Teatro Caupolicán. La nueva cantante, Silje Wergeland, nos recibe en su camerino para una breve entrevista. Le acompaña René Rutten, quien nos saluda y abandona la habitación. Ella, de una calidez admirable, nos ofrece algo para beber y revisa el frigobar en búsqueda de un par de cervezas. “Cheers!, ¡salud!”, dice, mientras choca su vaso con las latas de estos reporteros.

La intérprete noruega viajó 23 horas para aterrizar en Chile donde ofrecerá un concierto benéfico en ayuda de las víctimas del terremoto y posterior tsunami del 27 de febrero. Esta devastadora circunstancia es también la que la introducirá entre los seguidores locales de la banda holandesa, quienes desde la primera visita en 2004 han establecido una estrecha y afectuosa relación con los músicos.

– ¿Qué conocías de Chile antes de emprender este viaje?
– Sé que Chile tiene una de las costas más extensas. Creo que es la segunda más larga después de Canadá. Tengo algunos amigos de Valparaíso y Gema, ya sabes, la novia de René, es de Santiago. Había oído sobre los viajes de The Gathering también.

– ¿Cómo ha sido la experiencia de esta visita hasta ahora?
– Fantástica, increíble. Desde que bajamos del avión ha sido muy agradable. De hecho conocimos a unos fans chilenos en París y a otros en el avión. Todos son muy simpáticos y el clima es hermoso. ¡Me gustaría permanecer un poco más antes de regresar a casa mañana!

– Ayer hicieron un show acústico, ¿podrías contarnos más al respecto?
– Por supuesto. Tocamos en Radio Futuro ante gente muy agradable, muy dulces. Interpretamos tres canciones: “No One Spoke”, “Treasure” y un cover de la banda Bat For Lashes llamado “Daniel”. Había fans de The Gathering, pude conocerlos y les contamos un poco sobre hoy día.

– ¿Cómo decidieron organizar este concierto benéfico en Santiago?
– Habíamos hecho dos shows en Grecia cuando ocurrió lo del terremoto. Gema -Pérez, chilena, novia de René- estaba con nosotros y pudimos ver cuan duro fue no saber nada de su familia durante días. Es muy fuerte. Una cosa es lo que ves por televisión y es muy diferente cuando alguien cercano está involucrado. Se convierte en una historia personal y es mucho peor. Fue idea de René “hagamos esto” y todos dijimos inmediatamente “sí, hagámoslo”. No es solo para recaudar dinero, sino también para pasar una velada agradable. The Gathering ha estado aquí algunas veces y siempre ha sido recibido muy bien, con los brazos abiertos, por eso grabó un DVD en vivo en 2007. Es como nuestro segundo hogar.

– Hay muchas bandas en el mundo que elogian al público chileno, pero ninguna de ellas ha decidido venir a tocar gratis. ¿Qué piensas de aquello?
– En verdad no tengo ninguna opinión sobre las otras bandas. Es un viaje largo, 23 horas. Y luego tienes que permanecer aquí y después regresar. Poder organizar esto fue un montón de trabajo y mucha preparación. Es muy agradable ser capaz de hacerlo, pero no quisiera decir nada acerca de otras bandas.

“HE RECIBIDO UNA MUY BUENA RETROALIMENTACIÓN”

– ¿Cómo ha sido este tiempo como vocalista de The Gathering?
– Ha sido muy estimulante, de trabajo duro, muy positivo y satisfactorio. Mucho mejor de lo que esperaba.

– ¿Te has sentido cómoda interpretando los temas de la época de Anneke?
– Sí. Si no hubiera querido cantarlos, no lo habría hecho.

– ¿Cuál de las canciones antiguas te gusta más?
– No tengo una favorita. Me gustan todas de distintas maneras. Además son diferentes. Algunas son muy poderosas, con otras casi puedes bailar y “Leaves” es más una canción de rock. Escucharlas y cantarlas son cosas muy distintas.

– ¿Cómo ha sido la recepción del público?
– Buena. Por supuesto tú nunca puedes ser la original. The Gathering escogió seguir con el nombre y era natural conservar las canciones antiguas. Para mí, si pienso por ejemplo si Metallica tuviera un nuevo cantante, me gustaría que también cantara las canciones antiguas. Puedes intentarlo y no cambiarlas demasiado. A algunos les gusta, a la mayoría, he recibido una muy buena retroalimentación, pero no puedes complacer a todos.

– ¿Tienes alguna favorita de “The West Pole”?
– Sí, me encanta “No Bird Call”, es una de mis favoritas. Es muy emocional.

– ¿Interpretas “Capital Of Nowhere” y “Pales Traces” también (cantadas en el álbum por Anne Van Den Hooden y Marcela Bovio, respectivamente)?
– No, no lo he hecho aún. Quizás pronto.

– The Gathering tiene una fuerte base de seguidores que escucha metal principalmente. En Chile, por ejemplo. ¿Sientes que la banda aún mantiene una conexión con ese género?
– Sí. La primera impresión nunca se borra. Y ellos fueron metal durante mucho tiempo. Los dos primeros álbumes fueron doom y luego vinieron Mandylion y Nighttime Birds, que también fueron crossover. Los fans del metal son muy leales, pero también tienen opinión. A veces son cerrados de mente, pero les gusta la música. Se preocupan por la música, para ellos significa algo, están allí por la música y no porque es cool. Quizá unos pocos (ríe). Lo sé porque también organizo un festival en Bergen -su ciudad natal, en Noruega- y puedo ver a los fans. Puedes ver la diferencia entre los verdaderos fans, la mayoría lo es, y quienes no lo son. Conocen las letras. Si vas a un concierto de pop las letras no importan. Es cool porque está en la radio. Los fans del metal son leales de muchas maneras, pero también son muy difíciles de complacer.

En este punto René se integra a la conversación y adelanta que ya compone para un nuevo álbum de la banda. “No hay una fórmula para componer. Nuestra música son cosas que pasan en la vida, que te pasan a ti mismo, esa es la inspiración para hacer música. Sería muy aburrido hacer siempre exactamente lo mismo. Así es más o menos como trabajo. Después de tocar en Chile tendré mucho material para escribir algo al respecto. Pasaré dos semanas aquí”.

– René, ¿cómo ha sido este tiempo con Silje en The Gathering?
– Más o menos, afirma mientras sonríe de manera pícara y mueve su mano izquierda de manera oscilante. Realmente bueno. Nos estamos convirtiendo cada vez más en un solo equipo, más juntos, que es lo que una banda es. Cuando no es una banda, son músicos de sesión o lo que sea, tú lo sientes. Hay una química en la música, incluso en la vida. Silje es buena. Incluso siendo de Noruega y nosotros de Holanda.

– ¿Es difícil para funcionar como banda vivir en países distintos?
– Si espontáneamente dices “¡ensayemos ahora!”, entonces tienes un problema. Pero todo lo demás lo planificamos y funciona muy bien.

– ¿Es complicado viajar con tanta frecuencia?
– No es complicado, responde Silje. Te cansas de viajar, pero te acostumbras. En Holanda tengo un lugar muy agradable donde permanecer, en el departamento de Frank y su novia.

– Muchas gracias por su tiempo. ¿Algunas palabras para los lectores de Ciudad Metal?
René: Disfruta cada cosa en la vida, incluso aquellas que no puedes controlar.
Silje: ¡Nunca digas nunca!

Fotos por Sergio Evans

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *