Review: Dying


Dying
Bizarre And Bloody Tales (director’s cut)
Australis Records
2010

El primer trabajo de larga duración de esta banda nacida en el ocaso de los noventas es categórico en su definición de un estilo feroz de hacer death metal. Ya desde “How To Cook A Human”, el sencillo que abre los fuegos y para el cual rodaron un video clip dirigido por la realizadora Morita Bastías, queda establecida la vocación agresiva del quinteto metropolitano. Su propuesta es cruda, directa, sin aditivos.

Si bien Dying cultiva un grindcore clásico inspirado en el horror, esta placa ofrece interesantes quiebres proporcionados por ciertos elementos técnicos, en especial en las guitarras, que hacen difícil rotular al grupo como ciento por ciento brutal death metal. En ese panorama destacan los segmentos heavy logrados por el uso de armonías en las seis cuerdas y los guiños al death melódico a través de la alternancia de tiempos medios y ráfagas ultra rápidas en batería.

En lo vocal se distinguen dos líneas, una de tipo black metal y otra gutural propia del estilo. El sonido no desmerece en nada a símiles internacionales y los instrumentos aparecen nítidos para quien escucha. En lo personal, mi tema favorito es el número ocho, “Necrophilical Tales From The Morgue”, porque evoca el espíritu de bandas emblemáticas como Death, Morbid Angel y Cannibal Corpse.

“Bizarre And Bloody Tales (director’s cut)” es un material correcto con algunos momentos notables. No obstante, pienso que en este género queda paño por cortar. Aunque sus parámetros parecen estar tallados en piedra en forma de mandamientos, la tarea pendiente es la innovación. Si tal como a fines de los ochenta la consigna de cada quien es ser más veloz y más violento, el espacio para integrar algo de individualidad es escaso. Dejo la inquietud.

Por Sergio Evans

Sergio Evans (53 Posts)

Profesor de Artes Visuales//Redactor/Baterista


2 thoughts on “Review: Dying

  1. Totalmente de acuerdo con el tema favorito:
    “Necrophilical Tales From The Morgue”….
    pero Dying no cultiva un grindcore clásico…
    de hecho no es una banda Grind….ojo

Tu opinión nos interesa